Estarás en las mejores manos

La importancia de la mirada

Blefaroplastia

Se dice que la mirada es el espejo del alma, por eso muchas personas consideran que el cuidado estético de esa zona es primordial para sentirse contentos con su aspecto. Una buena apariencia en las zonas que rodean el ojo puede transformar la fisionomía de la cara de manera exponencial.

Con la edad, los párpados superiores comienzan a descolgarse de manera progresiva y en la parte baja del ojo aparecen las antiestéticas bolsas, dando a la mirada un aspecto envejecido y cansado. Pero esto no solo es causado por el paso del tiempo; una mala alimentación, no dormir lo suficiente o, en general, una carencia de descanso prolongada en el tiempo también pueden ser los causantes de esto; así como una genética con antecedentes de párpado caído o bolsas en los ojos. Estos factores provocan que nuestro cuerpo retenga líquidos, grasas mayoritariamente, formando esas bolsas en los ojos y las acumulaciones en los párpados, generando un aspecto visiblemente desmejorado y con el que, por lo general, no estamos conformes.

La blefaroplastia es la técnica adecuada para estos casos, y se ha convertido en una de las operaciones de cirugía estética con más beneficios para la felicidad y el aspecto del paciente. Devolver a la mirada un aspecto más juvenil, natural y manteniendo los rasgos propios de cada persona es posible. Además, esta operación evita cicatrices visibles y protege la salud ocular.

El proceso previo a la intervención es similar al de cualquier otra operación de cirugía estética: comenzaremos por una revisión con el doctor, que hará su diagnóstico y propondrá y plan de acción. Lo importante, tras la operación, es seguir al pie de la letra las recomendaciones que de el doctor, ya que la zona de los ojos es especialmente sensible y hay que seguir una higiene y un cuidad impecables.